15 de enero de 2014

Estimada Mª José ... recuerda que aunque a veces hay malas experiencias, nunca debes retroceder ni rendirte, quien persevera alcanza.
Joan Busquets i Verges. Exmaqui libertario del Berguedá 28/12/2013
"Muero contento, porque equivocado o no, muero por una idea" Manuel Barreiro dos días antes de ser fusilado 12/3/1939

lunes, 5 de enero de 2009

El colectivo Europa Laica pide la derogación del Concordato con la Santa Sede en su 30 aniversario

“El Estado Vaticano es una ficción, concedida por Mussolini en 1929”

ELPLURAL.COM 05/01/2009
Treinta años después de la firma del último Concordato entre el Estado español y la Santa Sede, son muchos los ciudadanos españoles los que claman por un cambio en este tipo de acuerdos. La organización Europa Laica viene denunciando desde hace mucho tiempo los “privilegios” que hacia esta “organización religiosa” supone el mantenimiento de estos acuerdos. Con motivo de este aniversario, este colectivo laico pide la anulación de dichas cláusulas.

De todos los documentos en que consisten estos acuerdos internacionales –jurídicos, económicos, de asistencia militar, etc.-, Europa Laica selecciona los referentes a “la enseñanza y asuntos culturales”: “Suponen la aplicación de las normas morales de la Iglesia al conjunto de la ciudadanía y a las instituciones del Estad, vulnerando el mandato constitucional de que ninguna religión tendrá carácter estatal”.

Ominoso precedente

Para subrayar el polémico carácter de estos acuerdos, esta organización laica recuerda en su comunicado el precedente, en 1953, rubricado entre el dictador Francisco Franco y el Papa Pío XII. Unos consensos cuya aplicación “supone una absoluta violación del principio de neutralidad y laicidad del Estado, que establece la Constitución”.

Estado-ficción

También apunta Europa Laica a la propia Santa Sede para examinar lo escasamente democrático de su origen: “El denominado estado Vaticano, lugar donde se ubica la Santa Sede, es una ficción, concedido por el dictador Mussolini en 1929, a través de los pactos lateranenses, a cambio de reconocimientos y favores mutuos”.

Inmediata cancelación

Por todas estas razones, “y la situación anómala que concurre en dichos Acuerdos, Europa Laica entiende que no cabe su modificación y/o sustitución alguna, sino su anulación definitiva, por entender que son una afrenta para nuestro estado de derecho”

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++