15 de enero de 2014

Estimada Mª José ... recuerda que aunque a veces hay malas experiencias, nunca debes retroceder ni rendirte, quien persevera alcanza.
Joan Busquets i Verges. Exmaqui libertario del Berguedá 28/12/2013
"Muero contento, porque equivocado o no, muero por una idea" Manuel Barreiro dos días antes de ser fusilado 12/3/1939

miércoles, 18 de marzo de 2009

El diario que escribió Centelles en el campo de concentración ve la luz

EL SOBRECOGEDOR TESTIMONIO DE UN ARTISTA DEPORTADO

• Un álbum y una exposición en París el próximo junio recogerán las instantáneas de la reclusión

• El dietario inédito del fotógrafo durante su exilio en territorio francés llega estos días a las librerías
ERNEST ALÓS. BARCELONA 16/3/2009
La exposición Centelles: el azar y la memoria, organizada por EL PERIÓDICO DE CATALUNYA con motivo de su 30° aniversario, acababa con un testimonio conmovedor: un audiovisual con las fotografías que Agustí Centelles pudo rescatar de su paso por el campo de concentración de Bram (sur de Francia) y la lectura de fragmentos del diario que escribió durante esos días. Esta semana llegará al público por primera vez el documento íntegro, editado en catalán y castellano, mientras que las cerca de 600 imágenes, casi todas inéditas, de un drama que compartieron millares de españoles no se publicará, en forma de álbum fotográfico, hasta el próximo mes de junio.
Agusti Centelles (1909-1984) escribió el diario que ahora publican las editoriales Debate (en el original catalán) y Península (en castellano), precedido de una breve autobiografía personal y profesional. Estaba dirigido a su hijo mayor, Sergi, entonces de un año. Cuando regresó a España en 1944, para evitar caer en manos de los nazis, el texto se quedó en Francia junto con la mítica maleta que ocultó miles de negativos hasta 1976 en un desván de Carcasona. «Lo guardó en su despacho y nunca nos lo enseñó. Creo que era algo que escribió por si no volvía», recuerda Sergi Centelles.
La primera vez que lo leyó, la emoción no dejó que pasase de la segunda página. Tuvo que esperar a que lo transcribiese Teresa Ferré, que se ha hecho cargo ahora de la edición del libro e incorpora nuevos datos sobre la actividad de Centelles como fotógrafo para la Resistencia. «Es un buen momento para que él, Agustí Centelles, hable. No con sus imágenes como hasta ahora sino con las palabras», escribe en el prólogo. Además de pensar en su familia, Centelles relata la sucia rutina del campo de concentración y el desencanto de los derrotados por el fin de la República y la acogida francesa.
«Ha tardado, pero la publicación llega en un momento muy oportuno, en el centenario de Centelles y en el 70° aniversario del final de la guerra civil», valora el comisario de la antológica de Centelles, Miquel Berga. Según Berga, el diario tiene un doble valor. «Es un diario íntimo y es un complemento perfecto para las fotografías. De hecho, hoy, un artista haría de estos materiales un proyecto».
EN CARNE PROPIA / La publicación del diario del exilio de Centelles es solo la primera de las actividades que ayudarán a recuperar aún más su figura en el año de su centenario. El próximo 8 de junio (y hasta el mes de septiembre) abrirá en el museo del Jeu de Paume de París la exposición Journal de guerre et d’exil, basada en la antológica celebrada en la Virreina de Barcelona aunque centrada especialmente en el testimonio del fotógrafo sobre los campos donde Francia hacinó a los refugiados republicanos. Un testimonio que tiene una particularidad única: a diferencia de los reportajes de fotoperiodistas como Robert Capa sobre el mismo tema, después de visitas fugaces y controladas por las autoridades, quien levantó acta fue un interno que vivía el drama en carne propia.

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++