15 de enero de 2014

Estimada Mª José ... recuerda que aunque a veces hay malas experiencias, nunca debes retroceder ni rendirte, quien persevera alcanza.
Joan Busquets i Verges. Exmaqui libertario del Berguedá 28/12/2013
"Muero contento, porque equivocado o no, muero por una idea" Manuel Barreiro dos días antes de ser fusilado 12/3/1939

domingo, 13 de abril de 2014

"Atado y bien atado" Joan Busquets (Asociación de Presos Políticos del Franquismo en Francia)


Atado y bien atado por Joan Busquets (con la Asociación de Presos Políticos del Franquismo en Francia). Edición Kindle en Español, 2014 Check out all Kindle editions of ChristieBooks titles 


Joan Busquets, former guerrilla and author of Twenty Years in Franco’s Jails. An Anarchist in Franco’s Prisons, explains how Franco’s victims, especially the maquis, have been deliberately written out of history by Spain’s post-Francoist governments. His starting point is that the current monarchy is a continuation of Franco regime and that little has changed in the last 40 years in which Franco’s victims have been consistently sidelined and discriminated against by the stewards of the current Borbón monarchy: Suarez, Calvo Sotelo, Felipe Gonzalez, Aznar, Zapatero, Rajoy, and Montilla. The book tells of the author’s struggle to reclaim the memory of the anti-Francoist maquis, and his analysis of the post-Franco years of the dictator’s annointed successor, Juan Carlos Borbón y Borbón, the head of state charged with fulfilling Franco’s legacy for Spain, one that remains virtually intact — as the title indicates – ‘tightly tied and well trussed up’ (Atado y bien atado). Busquets (with additional texts from the ‘Association of Political Prisoners of Franco in France’ — APPFF), gives voice to the memories of another Spain: libertarian, republican, federal, secular, and confederal, and pays tribute to the thousands of imprisoned, exiled and murdered anti-Francoists who were silenced, ignored or demonised as bandits and terrorists. S.C.
En su libro El Senzill. Guerrilla i presó d’un maqui, Joan Busquets nos relata su vida de resistente, su lucha en los maquis, los 20 años de prisión y el exilio. Esta memoria personal es un valioso testimonio contra la desmemoria, el silencio y el olvido institucional, que han acompañado a los maquis y a los perdedores de la guerra.

En el presente libro Busquets nos explica como las víctimas del franquismo y en especial los maquis, han sido olvidados e ignorados por los diferentes gobiernos democráticos. Busquets parte de la constatación que la actual monarquía es una continuación del franquismo y que poco ha cambiado. La prueba es que los maquis y víctimas del franquismo han sido discriminados y desatendidos por los diferentes capataces del actual régimen monárquico, que padecemos: Suárez, Calvo Sotelo, Felipe González, Aznar, Zapatero, Rajoy, Montilla y el Rey. Todos estos han ignorado, desatendido y maltratado a las víctimas del franquismo. Las denuncias que interpusieron las propias víctimas no prosperaron.

Joan Busquets nos relata su lucha por el reconocimiento social, moral y económico de los maquis. Primero a través de una asociación de víctimas de presos franquistas y no consiguieron «nada de positivo». Luego a través del Centre d’Estudis Josep Ester Borràs de Berga no con mejores resultados. El libro refleja la constancia y la insistencia de Busquets en su lucha por el reconocimiento de los maquis. Ese es el principal mérito y en este sentido es una continuación de su libro El Senzill, sobre las acciones de los maquis. Ese es su mérito. Constatamos como Busquets se topa con gobiernos que quieren ocultar, desvirtuar, ignorar o recuperar la lucha de los maquis. Más mérito tiene a pesar de sus continuos fracasos.

En este libro Todo atado y bien atado Busquets analiza también el contexto del postfranquismo. Según el autor, el origen del autoritarismo y corrupción de los gobiernos democráticos hay que buscarlo en los 40 años de franquismo y fascismo en España. Nada ha cambiado. Los franquistas de la mano del Borbón nos dejaron votar y siguieron controlando el poder judicial, militar, religioso y político. La España actual sigue siendo centralista, autoritaria, monárquica, gobernada por Juan Carlos Borbón y Borbón, designado por Franco como sucesor legítimo.

Busquets nos describe a los diferentes gobernantes de esta España prepotente, chulesca, corrupta, mediocre, donde los poderes del franquismo siguen casi intactos. Y también la otra España, la que él ha vivido, los maquis, los presos, los exiliados, las víctimas del franquismo. Y las dificultades a hablar y expresarse de los perdedores ante las injusticias y abusos continuados de los perdedores ante las injusticias y abusos continuados de los poderes.

La lucha por la memoria es una lucha por la dignidad, una lucha por conocer a los que han dado la vida por la libertad. Es una lucha por conocer nuestro ADN, nuestros orígenes, nuestro pasado revolucionario que aclara el presente y nos alumbra las luchas actuales. Hay que reconocer a los miles de libertarios y republicanos que han escrito sus memorias, como Joan Busquets. Estas memorias son la voz de esta otra España, la España libertaria, republicana, federal, laica, confederal, igualitaria con derecho a la autodeterminación de los pueblos. Memorias necesarias para no olvidar a los asesinos franquistas y sus encubridores actuales. Memorias que son un homenaje a los miles de maquis asesinados, silenciados, ignorados y maltratados como bandoleros y terroristas. Un homenaje a los que han padecido prisión, exilio y vejaciones múltiples.



Reflexiones necesarias. Un ejercicio contra la desmemoria.
El despotismo e injusticias de los gobernantes, la corrupción imperante y la impunidad de los que mandan, empezando por el Rey son los males actuales, y lo que da fuerza y razón a la guerrilla de ayer, hoy y mañana. No es de extrañar que Juan Busquets empiece y dedique el primer capítulo al Rey actual. Nos recuerda como fue educado por el propio caudillo, como fue entronizado en la cúpula franquista, como el Rey actual colaboró vergonzosamente con este régimen criminal y fascista. Esto lleva años escrito, mientras la imagen del Rey sigue campeando impune en todos los Ayuntamientos e Instituciones del Estado, como la imagen del caudillo antes, por la Ley. Sigue reinando sin ser elegido y sin representarnos.

Franco lo dejó todo «atado y bien atado».
Txema Bofill, doctor en ciencias de la educación y activista libertario

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++